Culturas — 31 de agosto de 2020 at 22:00

Nasrudin en China

por

Nasrudín en China

El mulá Nasrudín fue a China, donde reunió a un grupo de discípulos a los que preparó para alcanzar la iluminación. Pero, tan pronto como lo consiguieron, los discípulos dejaron de asistir a sus clases.

*No es muy loable para un guía espiritual el que sus discípulos se sienten perennemente a sus pies.

Ninguna oreja, ningún crimen

Un día, el juez pidió a Nasrudín que le ayudara a resolver un problema legal.

—¿Cómo me sugerirías que castigue a un difamador?

—Córtales las orejas a todos los que escuchan sus mentiras —replicó el mulá.

San Nasrudín

Nasrudín entró precipitadamente en el salón del trono y se arrojó a los pies del rey.

—¡Majestad, Alá ha hecho de mí un santo y me ha dicho que ocupe mi lugar en la corte!

—¿Estás loco?

—Debo estarlo. ¿Cómo, si no, habría aceptado ser un santo en tu corte?

Autor

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

es_ESSpanish