Arte — 31 de agosto de 2019 at 22:00

De la mano

por

Salgamos de la cueva, de la mano;

busquemos la salida, ¡se hace tarde!

El Sol que nos da vida ha retornado

y besa las montañas y los mares.

Escúchame en silencio unos momentos,

permite que mi fuerza te sostenga.

Al fin somos hermanos y sabemos

que Padre y Madre están en esa estrella.

Mantén en ella firme tu mirada,

hagamos de la acción nuestras ofrendas.

¡Que juntos nos encuentre la mañana!

Salgamos, de la mano, de la cueva…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

es_ESSpanish